MiniCopa Infantil Masculino CLM | Agrupación Deportiva Prado Marianistas
17454
post-template-default,single,single-post,postid-17454,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-9.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2,vc_responsive

MiniCopa Infantil Masculino CLM

21 Feb MiniCopa Infantil Masculino CLM

El pasado domingo 19 de febrero se disputo en la localidad de Daimiel la MiniCopa Infantil Masculino, torneo el cuál se hace coincidir con la Copa de Primera Nacional de Castilla La Mancha.

Aunque con un inicio inesperado en el primer partido, conseguimos darle la vuelta a la situación durante la mañana y acabar ganando los dos siguientes partidos que nos acreditaban como terceros de la MiniCopa.

Dividido en dos grupos, fuimos seis los participantes que acudimos a la cita, equipos de categoría Regional y Provincial, como fueron C.B.Tomelloso, C.B.UCA, EMB LaSolana, C.B. Daimiel, PCE Tobarra, y nuestro equipo Infantil A Regional.

 

Prado Marianistas 42-43 C.B.Tomelloso

Comenzamos la mañana con el pie izquierdo, pues un cambio sin avisar de última hora en el horario de inicio de la jornada nos supuso llegar unos minutos tarde al comienzo del primer partido.

Calentamos lo más rápido posible, y comenzamos el primer partido contra C.B. Tomelloso equipo de liga provincial, aunque como todos los equipos a los que nos enfrentamos este año, muestran un equipo físicamente muy superior, tanto en altura como en peso.

El inicio del partido, a pesar del mal calentamiento, fue bueno para nosotros, encadenando varias defensas buenas a sus jugadores más peligrosos, y con buen acierto en el tiro exterior de Marc, que convirtió 4 de sus primeros 5 lanzamientos, entre ellos un triple, y acabando con 9 puntos en el primer cuarto.

Aunque el equipo rival no se daba por vencido y luchaba cada balón, esto les hizo conseguir varios puntos de segundas opciones en rebotes ofensivos lo que redujo nuestra ventaja al descanso dejándola en empate.

En el tercer cuarto salimos a por todas y apareció Jesús y su calidad de tiro a media distancia, entrando en racha y consiguiendo 12 puntos de forma consecutiva para el equipo. Pudimos aprovechar esta buena racha gracias al esfuerzo defensivo de nuestros ‘’altos’’ como Diego y David, luchando contra jugadores físicamente superior, dejándose la piel para conseguir cada rebote, jugada tras jugada.

Gracias a esto nos fuimos 8 puntos arriba al último cuarto.

Pero como he dicho antes, Tomelloso no se rindió en ningún momento y siguió luchando en el partido, logrando encadenar varias canastas de media y larga distancia, convirtiendo además tres triples.

A falta de 12 segundos ganábamos de 1 punto, pero sacaban ellos desde su campo ofensivo tras tiempo muerto. Su jugada era sencilla, buscar su superioridad física en el poste bajo…

Y así fue. Intentamos evitar que el balón llegara a su destino, pero nos fue imposible, en el momento que su pivot recibió despaldas a un metro del aro, nos entró cierto miedo, y una ayuda, con buena intención, pero de desafortunada intención, hizo que un jugador de Tomelloso se quedara solo debajo del aro para anotar.

Aun así, en nuestro último suspiro por ganar, aun teníamos 5 segundos y sacábamos después del tiempo muerto en nuestro campo de ataque. La jugada no salió como a todos nos hubiera gustado obligándonos a hacer un tiro forzado que no entró.

 

Diego(1), Oscar(4), Guille(5), Paco, Juan(4), Emilio, Marc(12), Jesus(15), David(2).

 

Prado Marianistas  33–26 C.B.UCA

Aun nos quedaban dos partidos más por disputar a lo largo de la mañana, y la verdad, hay que reconocer que la derrota inesperada en el primer partido nos supuso un duro golpe emocional, pues casi todos nosotros contábamos como derrota el segundo partido contra C.B. UCA, al tratarse de uno de los mejores equipos de la región, y por consiguiente dejar de optar a un puesto decente en la MiniCopa.

Pero sin duda este grupo de jugadores tiene algo mágico que no suelen tener todos los equipos, una actitud memorable de nunca rendirse, ganas de luchar y de levantarse rápido de los tropiezos… y de qué manera.

El partido contra C.B. UCA comenzó como todos imaginábamos, con un fuerte parcial en contra, a base de ‘’canastones’’ de sus mejores jugadores, y es que a veces, por muy bien que defiendas hay algunas canastas que parecen inevitables.

Tras los primeros minutos de nervios, encadenamos una serie de buenas acciones ofensivas gracias a la calidad y el manejo de nuestros bases, tanto Emilio como Juan, que permitía subir el balón de forma muy segura a pesar de la fuerte defensa del equipo rival. Y gracias al trabajo reboteador de Marc bajo los tableros, reducimos sus segundas opciones, terminando el segundo cuarto tan solo 9 abajo.

La segunda parte fue para el recuerdo, pues después de hablar en el descanso, todos teníamos una cosa clara, solo nos valía ganar para optar por el tercer puesto. Y así fue, salimos dispuestos a todo, pero sobre todo a defender como nunca.

Y si hablamos de defensa, esfuerzo, carácter y lucha, unido a la inteligencia y la lectura del juego, hablamos de Guille, que en todo el partido recuperó para el equipo la suma de 10 balones en defensa…

A él, se unió Oscar que dio un paso al frente como ya viene siendo habitual en los partidos apretados, y en el último cuarto recuperando dos balones clave y anotando nos puso por delante en el marcador.

A partir de ahí, el buen juego de los nuestros no bajó en ningún momento, alegre y participativo con todo el equipo. Aunque con algún susto, como el golpe recibido en la rodilla por Paco durante en una buena acción defensiva que le obligó a tener que abandonar el partido, aunque enseguida pudo recuperarse para el siguiente.

 

El partido continuó de la misma forma. El movimiento de balón permitía conseguir tiros liberados que nuestros tiradores como Diego y Marc se ocuparon de anotar a media distancia. Y esto sumado al 100% en tiros libres de David al final del encuentro cerraban el partido.

Al final conseguimos esa victoria inesperada por la mayoría, gracias al trabajo y el espíritu ejemplar de los chicos. ¡Tocaba jugar el tercer y cuarto puesto!!

 

Diego(3), Oscar(2), Guille(8), Paco, Juan(2), Emilio(2), Marc(7), Jesus(2), David(7).

 

Prado Marianistas 60 – 47 PCE Tobarra

Después de toda la mañana en el pabellón, nos tocaba jugar por el tercer puesto contra un equipo que asustaba bastante por tamaño y por su mejor jugador, exterior rápido al que nos costó mucho defender de los dos partidos tan duros de antes. (el nº24)

El partido comenzó con vario intercambio de canastas, pero no entre los dos equipos exactamente, si no entre nuestro equipo y su nº24, pues acabó el primer cuarto anotando todos los puntos de su equipo.

Por nuestra parte repartíamos los puntos, entre todos nosotros, como penetraciones de Emilio, tiros de Diego o las bombitas tan efectivas de Jesús, pero aun nos faltaba algo más si queríamos ganar.

Y entonces, cuando más le necesitábamos, apareció nuestro Juan de toda la vida, jugando a una velocidad a la que solo él sabe jugar, anotando canastas de dos y triples, haciendo jugar al equipo de forma perfecta. Y con un trabajo defensivo y reboteador excelente.

Todos se querían sumar al buen partido, como David haciéndose notar en la zona frente a jugadores 30 cm más altos, Oscar aprovechando su velocidad, Paco y su dureza en defensa, evitando que el equipo rival anotase fácil, Emilio y su magia en el 1vs1 y Guille que después de un ‘’traguito’’ de Coca-Cola en mitad de la pista debido a un pequeño mareo, volvió a encenderse hasta su nivel habitual y ayudando al equipo a conseguir una ventaja por 20 puntos.

Aunque en el tercer cuarto, Tobarra volvió al ataque, o mejor dicho, su nº24. El cual acabó con 34 puntos (de los 43 que hace su equipo). Su rapidez y calidad redujo la distancia a 10 puntos.

Pero como todos sabemos, un solo jugador, por muy bueno que sea, no puede ganar a un equipo en el que todos juegan, defienden, anotan, pasan… y se divierten. Así pues, mantuvimos la distancia en el marcador consiguiendo el tercer puesto.

 

Diego(4), Oscar(3), Guille(8), Paco, Juan(11), Emilio(7), Marc(13), Jesus(8), David(6).

 

 

Y esto fue toda la jornada del domingo de MiniCopa, una muy buena experiencia vivida con el equipo. Donde nos demostramos dos cosas, la primera; somos un equipo que cuando hacemos las cosas regular, podemos perder contra cualquiera, pero que cuando hacemos las cosas bien y nos divertimos podemos ganar a cualquiera.

Y la segunda; que, en el deporte, como en la vida, no es como se empieza, si no como se acaba. No importa caerse y cometer fallos, si no levantarse y aprender de ellos.

No hay comentarios

Deja un comentario